• Subcribe to Our RSS Feed

2015-2016: Universo Cervantes.

En el año 2015 se conmemora el IV centenario de la publicación de la segunda parte de “El Quijote” (1615), y en el 2016, el IV centenario del fallecimiento de su autor, Miguel de Cervantes Saavedra (Alcalá de Henares, 1547 – Madrid, 1616), escritor español cuya fama y leyenda pervive a través de los siglos, gracias, sobre todo, a esta universal novela, “El Ingenioso Hidalgo Don Quijote de la Mancha” (1605).

Nuestra contribución a para conmemorar ambas efemérides consiste en dos programas  de concierto: “El espíritu musical de Miguel de Cervantes”y “El Bálsamo de Fierabrás o la música mágica de Don Quijote”.

“El espíritu musical de Miguel de Cervantes”: Este programa abarca obras a las que alude durante sus aventuras el protagonista de dicha novela, Don quijote, así como música que el propio Cervantes pudo fácilmente escuchar durante su vida, tanto española como italiana, puesto que Cervantes viajo por Italia desde 1569, visitando Palermo, Milán, Florencia, Venecia, Parma y Ferrara, Roma, Sicilia, Génova, etc. Finalmente, también se incluyen obras de compositores cercanos en el tiempo a Cervantes, pero posteriores a él, cuyas obras incluyen danzas y canciones de las que hizo uso el autor en su obra literaria, o que bien podrían haber formado parte de ella por su temática o estilo.

“El Bálsamo de Fierabrás o la música mágica de Don Quijote”: En el capítulo XVII de la universal novela de Miguel de Cervantes, Don Quijote elabora el famoso bálsamo de Fierabrás, una poción mágica, que según las leyendas carolingias, era capaz de curar todas las dolencias del cuerpo humano (Según los relatos, cuando el rey Balán y su hijo Fierabrás conquistaron Roma, robaron los restos del bálsamo con el que fue embalsamado el cuerpo de Jesucristo, el cual  tenía el poder de curar las heridas de quien lo bebía.

Convencido de conocer los ingredientes secretos del bálsamo, Don Quijote lo elabora hirviendo y bendiciendo aceite, vino, sal y romero. A continuación lo ingiere; vomita y suda copiosamente, y tras quedarse dormido, despierta sintiéndose mejor. Sancho Panza también lo bebe, y es tal su suplicio, que llega a pensar que le había llegado su última hora…

No será el bálsamo Fierabrás lo que reconstituirá sus maltrechos cuerpos durante su largo periplo, ¿será la música de la que el propio Don Quijote habla al hilo de sus aventuras, la que reconforta y cura su alma, y a través de ésta su cuerpo? Don Quijote de la Mancha es un caballero anacrónico cuyo espíritu se alimenta con relatos caballerescos y música de tiempos pasados. Así, la  música que Cervantes  hizo escuchar a don Quijote en su locura era fundamentalmente, la de los romances antiguos, música de raíces tardomedievales y renacentistas, que ofrecemos en la versión de los mejores polifonistas y vihuelistas del Renacimiento español. Este programa está compuesto por los más bellos romances mencionados por Don Quijote, así como canciones y danzas coetáneos a los mismos. El concierto incluye breves explicaciones de las obras y sus letras al hilo de su interpretación, contextualizándolas en la obra de  Miguel de Cervantes.